GENERAL

El Complot Mongol

El Complot Mongol

Llega a la cartelera El Complot Mongol, la nueva película del director de Cantinflas.

En un cantina de la calle Dolores, en el corazón del barrio chino de la Ciudad de México, donde los letreros de neón todavía anuncian entre dragones y coloridas sombrillas de papel los nombres exóticos de restaurantes y mercados, Sebastián del Amo, director de la película Cantinflas que fue nominada al Oscar en el 2015 como mejor cinta extranjera, toma asiento en una mesa, y pide al mesero que le sirva un agua mineral.

Se trata de una cantina añeja. De esas de películas del cine de oro mexicano. Con su larga barra de madera con forma de ‘L’, una caja registradora del siglo pasado, anuncios de marcas de coñac que dejaron de existir, y un cantinero que ríe con desgana cuando responde que en ese lugar no sirven café.

Cinta basada en la novela del mismo nombre que Rafael Bernal publicó en 1969, y con la que Del Amo, después del éxito de Cantinflas, busca abrirse de nuevo un espacio en la cartelera compitiendo “a codazos” contra los Avengers de la todopoderosa industria Marvel.

En definitiva, una cantina de barrio. Popular, Sebastián eligió para rodarvarias de las escenas y asegura que cuenta con dos armas potentes.

La primera, una trama delirante y vertiginosa situada en los años 60 en la Ciudad de México, en la que, en plena Guerra Fría, estadounidenses y soviéticos están convencidos de que China trata de aprovechar una inminente visita del presidente estadounidense a México para asesinarlo.

Para impedirlo, la policía judicial tiene al hombre indicado: Filiberto García, detective de la vieja guardia, que, apoyado por un tándem imposible de agentes de la CIA y el KGB, aprovechará sus contactos en el misterioso barrio chino de la capital mexicana para frustrar el atentado.

Y la otra, un gran elenco actoral, en el que figuran Bárbara Mori en el papel de ‘Martita’, Eugenio Derbez como el villano, Roberto Sosa como ‘El Licenciado’, Xavier López ‘Chabelo’ como El Coronel, y Damián Alcázar dando vida a Filiberto García, el clásico anti-héroe del género de gabardina y sombrero de ala ancha, cuya imagen de tipo duro y gatillero con charola contrasta con  su sentido del humor, y con una visión ácida la sociedad mexicana, de la que se expresa con frases tan vigentes hoy como: “En México no importan las leyes, importan los cuates que tienes”.

editor01

abril 22nd, 2019

No comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *